Limpiar las paredes para mantener la higiene

Repair4U - Limpiar las paredes para mantener la higiene

Pintar paredes no sólo transforma los interiores de la casa sino que contribuye a la limpieza del hogar y combate las alergias a los ácaros

Limpiar la casa es una de las tareas más tediosas a la par que reconfortantes (si lo piensas con calma) que tienen lugar entre las cuatro paredes de tu hogar. Si bien es cierto que la limpieza del hogar es algo que, llegado el momento,  despierta un talento desconocido en términos de ‘escaqueo’, no es menos cierto que, tareas domésticas habituales al margen, hay ciertas prácticas que pueden contribuir notablemente al mantenimiento de una imagen más que aceptable de tus interiores. Limpiar las paredes o, lo que es lo mismo, eliminar las manchas fruto del propio uso y desgaste, comportamientos como fumar o, sencillamente, los estragos que puede causar la humedad, no es tarea sencilla aunque sí una de las cuestiones que has de abordar si no quieres desarrollar alergia a los ácaros o sucumbir al desencanto como consecuencia de una atmósfera poco inspiradora.

Pintar las paredes es uno de los recursos más prácticos a la hora de propiciar ambientes limpios y es que, sumar esta práctica a otros hábitos de higiene, puede ser todo lo que necesitas para plantar cara al mal olor, combatir alergias, problemas respiratorios y similares o, sencillamente, proporcionarle a tus interiores un aspecto renovado a la par que más higiénico.   

Limpiar paredes: cómo quitar manchas, limpiar el moho de las paredes…

En función del estado de los muros de tu casa será más o menos necesaria la intervención de un profesional, ya sea para pintar las paredes o, sencillamente, para acometer una limpieza en profundidad. Si se trata de una tarea rutinaria que has incorporado a la limpieza del hogar como algo habitual, conviene realizarla, al menos, una vez al mes. De este modo te asegurarás de dar respuesta a la cuestión de cómo eliminar los ácaros o el olor a tabaco, al tiempo que le devuelves el esplendor a las paredes. Eso sí, ten en cuenta que cada revestimiento tiene unas características propias y no en todos los casos aceptan los mismos productos o sistemas de limpieza. Si se trata, por ejemplo, de paredes pintadas con soluciones plásticas, bastará con eliminar el polvo con un trapo o plumero y pasar después una bayeta húmeda para mantenerlas impolutas.

No obstante, conviene no excederse en la tarea ya que, si usas los productos inadecuados o pones demasiado empeño, lo más probable es que la tarea de limpiar la casa termine por causar estragos y, al final, pintar las paredes sea el mejor remedio para semejante despropósito.

Cuando pensamos en cómo quitar manchas o limpiar el moho de las paredes, la cosa se complica. Aunque hay miles de remedios naturales que abogan por el uso del vinagre o el bicarbonato, entre otros, lo primero que hay que buscar es el origen de los daños. Si los desperfectos son consecuencia de una filtración o un mal aislamiento, limpiar las paredes servirá de poco ya que, si no atajamos el problema, en poco tiempo volverán a aparecer las incómodas manchas. En estos casos, siempre que hayas dado solución a la avería, la mejor alternativa es pintar las paredes de nuevo para eliminar cualquier amenaza en forma de bacterias u otros microorganismos que puedan suponer un riesgo para tu salud como fuente de alergias, problemas respiratorios o similares.

Pintar paredes para combatir las alergias

¿Has oído hablar alguna vez de la escalada de las alergias? Con frecuencia pensamos que este tipo de alteraciones respiratorias, nerviosas o eruptivas son algo innato o propio de personas de salud delicada. Sin embargo, la realidad es tozuda y nadie está a salvo de desarrollar una extremada sensibilidad del organismo a ciertas sustancias materializándose en intolerancias en forma de alergias que, de no ser tratadas, pueden derivar en nuevas afecciones.

Muchas de las sustancias que pueden ocasionar alergias están presentes en el hogar, más concretamente, en las paredes. Con el tiempo, éstas acumulan polvo, ácaros y suciedad de todo tipo de modo que, limpiar la casa y, por extensión, sus muros, es una tarea necesaria para ganar la batalla a incómodos invitados como los ácaros, fuente de multitud de alergias. Esta labor resulta, en ocasiones, insuficiente por lo que pintar las paredes cada cierto tiempo es más que recomendable como método para garantizar la higiene y pulcritud de los ambientes.

Cromoterapia

¿Sabías que está demostrado que el color nos afecta? Es lo que los expertos llaman cromoterapia y que, en el interior del hogar, se traduce en que hay ciertos colores más recomendables que otros. Y es que las diferentes tonalidades actúan como ‘complejos vitamínicos’ para las células equilibrando el organismo. Verde para propiciar la serenidad, rojo para subir el ánimo, azul para relajarse, naranja para desarrollar la creatividad…

Como ves hay multitud de motivos, no sólo para limpiar, sino para pintar las paredes de tu hogar. ¿Quieres hacerlo con garantías? ¡Encuentra a los mejores profesionales en Repair4U!

Recibe presupuesto gratuito para las reformas y reparaciones de tu hogar.

Pide presupuesto gratis