Todo lo que hay que comprobar antes de entrar a vivir en una vivienda

Repair4U - Qué comprobar antes de entrar a vivir en una casa

Antes de estrenar cualquier vivienda conviene revisar diferentes aspectos y acometer las reparaciones oportunas para evitar molestias innecesarias

Entrar a vivir en una nueva vivienda es un momento especial. Ya sea de nueva construcción o de segunda mano, constituye un instante mágico, un recuerdo en el que confluyen multitud de emociones. Sin embargo, no hay que dejarse llevar por los sentimientos y es que, como dice el saber popular, las prisas no son buenas consejeras.

Tanto si es la primera vez que abrazas la sensación de libertad que proporciona la emancipación del nido familiar, como si se trata de una mudanza más, conviene hacer una check list de todo lo que hay que comprobar antes de entrar a vivir en una vivienda. ¿El motivo? Sencillo. Cualquier pequeña reforma, reparación o mejora que hayas de realizar será mucho más llevadera si no tienes que enfrentar el día a día rodeado de polvo, escombros o molestias varias.

¿No sabes por dónde empezar? Aquí tienes algunas ideas básicas. ¡Toma nota!

La instalación eléctrica

La electricidad es uno de los servicios básicos dentro de cualquier vivienda y, en ocasiones, el principal suministro para cocinar, calentarse e, incluso, disfrutar de las vistas a través de las ventanas. Por eso, es fundamental que la instalación eléctrica funcione correctamente. Comprobarlo no te llevará demasiado tiempo y, probablemente, solo tengas que cambiar algún enchufe o colocar tus propias lámparas. Si la cosa pasa a mayores, lo mejor es contactar con un electricista profesional y poner todo a punto antes de desembarcar en tu nuevo hogar.

Fontanería

La red de saneamientos, en forma de tuberías, grifos y conducciones varias, es una de las que más sufre los efectos implacables del paso del tiempo. A priori, pocas veces comprobamos este capítulo pero un problema en las cañerías puede convertirse en un auténtico trastorno si ya estás instalado en tu hogar.

A la más mínima señal de fuga o atasco, no dudes en ponerte en contacto con un experto fontanero. Evitarás que la cuestión se desborde y tendrás la tranquilidad de que todo fluye correctamente.

Sistemas de climatización

Tanto si la mudanza es en invierno como si piensas trasladarte en verano, revisar los sistemas de climatización del hogar puede ayudarte a no llevarte sorpresas cuando necesites de sus servicios. Aire acondicionado y calderas son puntos clave a revisar antes de entrar a vivir en tu nueva casa, lo mismo que asegurarte de que puertas y ventanas cierran correctamente garantizando así una climatización óptima.

El aislamiento térmico es determinante para poder entonar sin miedo aquello de ‘hogar dulce hogar. Cualquier actuación en este sentido conviene que la realices antes de vivir el día a día en casa para hacerlo en las mejores condiciones.

Estado de las paredes

Pintar las paredes es una de las tareas más frecuentes antes de entrar a vivir en una vivienda. La razón resulta bastante obvia y es que, dar un baño de color a los muros del hogar requiere de tiempo y esfuerzo. Además, la cuestión no está exenta de molestias. Olores, suciedad y herramientas forman parte de la estampa habitual de cualquier estancia que vaya a ser o haya sido pintada por lo que aparca las brochas y los rodillos antes de estrenar tu nueva casa.

Mobiliario y accesorios

Otro capítulo que reclama la atención es el mobiliario y los accesorios. Es posible que, fruto de la emoción del momento, no compruebes el estado de los mismos antes de sellar el acuerdo de compra de tu casa nueva pero asegúrate de que no tengan ningún desperfecto antes de desembarcar. También es posible que vayas a transformar por completo este aspecto por lo que, si estás pensando en redecorar por completo tu nueva casa, mejor si aún no estás viviendo en ella.

No obstante, si no piensas llegar a tanto, colocar unas estanterías, colgar unas cortinas e, incluso, montar los muebles que has recuperado de tu antiguo hogar son algunas de las tareas en las que un servicio de manitas puede ayudarte antes o después de haber entrado a vivir en tu nueva casa.

¿Has tomado nota? Si necesitas asesoramiento profesional, no dudes en contactar con nuestros expertos. ¡Presupuesto sin compromiso!

Recibe presupuesto gratuito para las reformas y reparaciones de tu hogar.

Pide presupuesto gratis